Carta abierta al Partido Nacionalista (Por qué no estaremos en la tarima de Lares)

Por la Comisión Política de Democracia Socialista



La Comisión Política de Democracia Socialista recibió una convocatoria para participar de la organización de la conmemoración del Grito de Lares. La convocatoria incluía, además, una referencia al centenario del Partido Nacionalista (PN). Democracia Socialista, tal y como indicaba la carta, confirmó asistencia a la misma y envió a dos personas de su Comisión Política.


A la reunión asistieron integrantes de Democracia Socialista, del Frente Socialista, del Movimiento Independentista Nacional Hostosiano, del Partido Independentista Puertorriqueño, de Poetas en Marcha y del Partido Nacionalista.


Inmediatamente comenzó la reunión, surgió una primera controversia. El Partido Nacionalista, a través de Cristina Meneses, expresó que en la tarima de Lares no podían asistir organizaciones que no sean independentistas. La decisión, explicó, la tomó el Partido Nacionalista, quien, según sus representantes Cristina Meneses y Jerry Segarra, es quien debe coordinar los actos del Grito de Lares porque fue Pedro Albizu Campos quien “rescató” el Grito de Lares en la década del 1930. Por tanto, no permitieron la participación en la tarima a Poetas en Marcha. Fue el Partido Nacionalista quien decidió, también, que este Grito de Lares se le dedicaría… a la conmemoración de los 100 años del Partido Nacionalista.


Una segunda controversia surgió a partir de una propuesta del Frente Socialista, quien propuso que el Comité de Solidaridad con Cuba tuviese participación en la tarima, como muestra de que el independentismo se solidariza con las compañeras y compañeros del CSC y la Brigada Juan Rius Rivera por las persecuciones recientes del FBI. La propuesta contó con el apoyo de Democracia Socialista y del MINH. A pesar de la fuerte oposición del Partido Nacionalista, por esta no ser una organización política, el acuerdo fue no tomar una decisión al respecto en ese momento. El Partido Nacionalista, en su próxima reunión, lo discutiría internamente y “nos informaría” de lo ocurrido.


Varios días luego de la reunión, el Partido Nacionalista, por conducto de Jerry Segarra, nos informó que Democracia Socialista había sido invitado por error a la referida reunión. Según nos dijo Segarra, el Partido Nacionalista hizo una “exhaustiva investigación”, buscó información de nuestra organización y determinó que no somos independentistas. Señaló que lo único que encontró fue que participamos del Movimiento Victoria Ciudadana. Por lo tanto, el Partido Nacionalista decidió que no participaríamos de los eventos en la tarima del Grito de Lares.


Por último, Segarra indicó que, si nos dejaran hablar a nosotros en la tarima, que apenas nos fundamos en el 2014, tendrían que dejar hablar a muchas otras organizaciones independentistas de reciente fundación. Concluyó expresando que lo lamenta mucho y que está a nuestras órdenes.


Las restantes organizaciones políticas que participarán de la tarima lo harán conociendo nuestra exclusión de la misma.


Primero, queremos disipar cualquier duda que las omisiones de la “exhaustiva investigación” puedan generar. El preámbulo de nuestra Declaración General dispone:


Democracia Socialista es una organización socialista, ecológica y feminista que busca la sustitución del capitalismo por un sistema económico socialista y democrático basado en la justicia social, en la democracia real, en la conservación del medio ambiente y en la satisfacción plena de las necesidades de quienes integramos la sociedad. Es decir, creemos en un sistema económico y político que, lejos de desamparar a las mayorías, las integra de tal forma que todas y todos tengan acceso a la salud, a una vivienda digna, a una educación completa, a un trabajo bien remunerado, a la justicia y al desarrollo pleno de cada persona, entre otros derechos. Estamos firmemente convencidos que el capitalismo es incompatible con la protección ambiental capaz de combatir el cambio climático que pone en peligro la vida en el planeta. Sostenemos que la sociedad que supere al capitalismo tiene que ser una sociedad profundamente democrática, en la cual la toma de decisiones recaiga sobre las grandes mayorías trabajadoras, constructoras de las riquezas sociales. Es nuestro objetivo contribuir a transformar la política del país para llegar a la sociedad que acabamos de describir. Haremos propuestas como organización, reclutaremos personas que tengan nuestros mismos objetivos y trabajaremos desde los distintos espacios de lucha en los que miembros de Democracia Socialista participan, entre ellos: la lucha política, la lucha ambientalista, la lucha por los derechos de las mujeres y la comunidad lgbttiq+, la lucha sindical y la juventud”.


Entre los principios que rigen a Democracia Socialista se destaca la lucha por la independencia de Puerto Rico como una parte fundamental de la lucha hacia el socialismo. Así, el documento señala: “creemos que la población de Puerto Rico, sometida a gobiernos coloniales desde hace siglos, debe gobernarse a sí misma, autoorganizándose como república independiente, abierta a la colaboración y el estrecho contacto con todos los pueblos del mundo”.


No es necesaria una investigación exhaustiva para conocer nuestra orientación. Nuestra Declaración General, con la información citada arriba, se encuentra en la página de internet de nuestra organización, al igual que en la página de nuestra revista digital, momento crítico. Aquí incluimos el enlace para su fácil referencia: https://www.momentocritico.org/post/declaracion-democracia-socialista-puerto-rico.


Una investigación exhaustiva quizás hubiera llegado a encontrar nuestra declaración sobre el plebiscito “Estadidad: SÍ o NO” del 2020, o quizás nuestra posición sobre la marcha “NO a la estadidad, SÍ a la descolonización”, además de nuestras expresiones consistentes a favor de la independencia de Puerto Rico en diversos escritos y discursos públicos.


De todos modos, aclarado este asunto, queremos dejarle saber al Partido Nacionalista que no le reconocemos derechos de propiedad a ninguna organización sobre la lucha por la independencia ni sobre sus efemérides. La actitud sectaria y pequeñoburguesa de la dirección del Partido Nacionalista no nos sorprende. Lo que sí es novedoso es que el sectarismo que los caracteriza se extienda hoy a una concepción privatizadora de la lucha por la liberación nacional. Como si de una franquicia comercial se tratara, los autoproclamados herederos del partido fundado por José Coll y Cuchí pretenden definir quiénes son o no son organizaciones independentistas, quiénes pueden o no participar de la conmemoración del Grito de Lares.


Peor aún, exhiben los peores rasgos del nacionalismo más obtuso al excluir a una organización socialista cuyos militantes tienen un compromiso inquebrantable y una larga trayectoria en las luchas de este país. Quizás sea que sus líderes, al celebrar un centenario ajeno, han adoptado las actitudes del liderato del Partido Nacionalista de 1922: la de hombres blancos acomodados, sin vínculos con las luchas sociales.


Democracia Socialista asistirá a la conmemoración del Grito de Lares porque le damos una importancia destacada a esta fecha dentro de la historia de la lucha por la independencia y de las transformaciones sociales de Puerto Rico. Aprovecharemos la oportunidad para compartir nuestras ideas y posiciones a través de nuestros boletines y nuestras publicaciones.


Pero una organización que vive solo de conmemoraciones es una organización sin presente y sin futuro. Lo que le da verdadera vida a una organización revolucionaria es su participación activa en las luchas del país. Independientemente de nuestra participación - o no - en la tarima de Lares, Democracia Socialista sigue activa en las distintas luchas obreras, ambientales, feministas, universitarias, de la comunidad LGBTTIQA+. Seguiremos, dentro de estos y otros espacios, promoviendo nuestra visión de la necesidad de la independencia de Puerto Rico para promover el derrocamiento de la economía capitalista y su transformación en una economía socialista, democráticamente planificada por la clase obrera.


En estos espacios, en no pocas ocasiones, luchamos mano a mano con personas que no comparten nuestra visión política, incluyendo nuestra visión de la lucha por la independencia y el socialismo. Sin embargo, partimos de la premisa de que es a través de la lucha, y no de la retórica, que personas pueden atravesar procesos de radicalización; entendemos que es a través de la lucha que podemos tener un impacto importante en distintos sectores sociales. Las revoluciones requieren, no solo principios, sino también la flexibilidad para actuar en estos distintos espacios con personas quienes no piensan como nuestra organización, para adelantar y radicalizar las luchas sociales concretas.


Estamos, entonces, frente a dos concepciones distintas de la lucha revolucionaria: una, retórica y de conmemoraciones; otra, que requiere adentrarse en las luchas sociales del país. Una, que no tiene otro camino que el del sectarismo y de la pequeñez; otra, que puede, verdaderamente, producir grandes cambios en la sociedad. Esperemos que los distintos sectores del independentismo puedan estar a la altura de sus luchas.


Comisión Política de Democracia Socialista


Jorge Lefevre Tavárez

Manuel Rodríguez Banchs

Natalia Santos Orozco

María Esther Suárez Santos


Entradas Recientes

Ver todo